Tenemos la Verdad, pero Somos Perros Mudos y no Ladramos

Sus atalayas son ciegos, todos ellos ignorantes; todos ellos perros mudos, no pueden ladrar; soñolientos, echados, aman el dormir. Isaías 56:10

Muchos lideres y mensajeros del pueblo de Dios, somos perros mudos y no sabemos ladrar. Si conocemos la verdad, somos mensajeros y a veces no ladramos, no decimos nada cuando llega el peligro. Le gentes esta por ahogarse y destruirse en este mundo y necesita el mensaje de la justicia por la fe.

Decimos: “No quiero ser contado alarmista”, pero todos los medios, los periodicos, los canales están hablando de la crisis venidera. El mundo esta buscando soluciones y el pueblo de Dios tiene la solución, pero son perros mudos y no ladran. No podemos continuar asi, tenemos que levantar la voz.

Clama a voz en cuello, no te detengas; alza tu voz como trompeta, y anuncia a mi pueblo su rebelión, y a la casa de Jacob su pecado. Isaías 58: 1

Comenta con Facebook

Loading Facebook Comments ...
X

Pin It on Pinterest

X